Si tienes la suerte de ser una de esas persona inmersa en el mundo del yoga, puede ser que hayas observado que los profesores suelen usar la palabra Namaste al final de la práctica o haciendo alusión al juntar las manos entre sí.

De la misma manera, también es muy común oír el mismo término en determinados ambientes de espiritualidad y en algunas culturas asiáticas. Pero, ¿conoces verdaderamente el significado de esta palabra?

¿Cuál es el significado de ‘Namaste’?

Este término tan usado en Yoga, es una palabra que proviene del idioma sánscristo (la lengua clásica de la India). En nuestras clases de Hatha Yoga y de Yoga Vinyasa acostumbramos a cerrar las sesiones con esta palabra, y por ello vamos a contar de qué se trata.

Su origen.

Las raíces de esta palabra se encuentran en la cultura hindú. Son variados los idiomas que se hablaban en la geografía india y nepalí, y uno de ellos es el sánscrito, considerado una lengua sagrada para los practicantes del hinduismo.

El término Namaste suele emplearse como una forma de saludo tradicional, tanto al llegar como al despedirnos. Se realiza el gesto juntando las palmas de las manos a la altura del pecho. Es usado además para dar las gracias o para pedir algo. Todo ello siempre en tono de respeto hacia la otra persona.

Su significado.

En las raíces de la palabra Namaste encontramos dos términos. El primero de ellos, namas, significa algo así como ‘saludo’, ‘reverencia’ o ‘cortesía’. El segundo término de Namaste está constituido por el pronombre te, que es la segunda persona del singular del complemento indirecto: “a ti”. Por estos motivos, una traducción aproximada sería “te saludo”, o “me inclino ante ti”.

Actualmente, el idioma hindi y muchos de sus dialectos emplean el término de forma habitual, siendo una de las muchas maneras de saludar o despedirse de alguien.

Antes de continuar, si aun no conoces los beneficios del Yoga, te invitamos a leer este articulo.

Espiritualidad y yoga.

Y te preguntarás que, siendo el significado de Namaste algo tan específico, ¿por qué razón se emplea tan a menudo en las disciplinas orientales de yoga y meditación?

El significado filosófico y espiritual del sánscrito otorga a esta palabra un tono que se escapa a su definición. El budismo incluye también este vocablo a su tradición espiritual.

Según algunos expertos, la partícula ‘namas’ puede interpretarse como “nada de mí”, afirmando que el propio ego de quien pronuncia el término queda reducido a la nada. Esto se convierte en una muestra de humildad ante la persona con la que se establece la comunicación. Cuando el saludo Namaste se realiza desde la pureza del alma, dicen, se crea una unión especial entre las dos personas, más allá de expectativas, intereses y roles sociales.

Budismo y purificación del alma.

Otra característica importante del significado espiritual de Namaste, radica en la creencia de que hay una esencia divina en cada uno de nosotros. Así, según las tradiciones espirituales en las que se arraiga esta palabra, al decir Namaste con las manos juntas frente al corazón, damos fe de la presencia de Dios (entendiendo Dios como algo más elevado, el Universo o el Todo) y su esencia, tanto en el otro, como en uno mismo.

A pesar de que en nuestras sesiones de Hatha Yoga y Yoga Vinyasa se suele emplear Namaste como despedida, al finalizar la clase, hay que reconocer que es más un saludo que una despedida. De hecho, hay quien recomienda su uso solo en la introducción a modo de mantra. Pero nos parece idóneo que sea justo al finalizar la práctica, cuando la energía vital se ha movilizado, cuando hemos reconectado con lo más esencial de nosotros mismos… cuando esa intención de reconocimiento de lo divino en la otra persona se pueda reconocer de manera más pura.

Nuestras clases de Hatha Yoga y Yoga Vinyasa en Gran Vía, Madrid.

Nuestros horarios de clases de Yoga en Madrid Centro.